Puede ser que el pasear cuando llueve sea muy molesto para tu perro, esto es porque ellos no entienden qué es la lluvia y su instinto los mueve a buscar un lugar seguro para refugiarse, añadiendo el molesto ruido de los truenos esto se puede llegar a tornar una verdadera pesadilla para tu peludo. Y como sabes no todos los perros son iguales, por lo que hay otros a los que no les molesta para nada la lluvia y es algo indiferente para ellos, sin embargo, deben de haber ciertos cuidados también para ellos, ya sea para evitar enfermedades o para que no sea incómodo para ellos.

Si tu perro le tiene miedo a la lluvia, lo más importante es que no lo fuerces, trata de hacer que sea una experiencia positiva para el. Usa premios para animarlo a que voluntariamente salga de la casa. Evita ser sobreprotector, actúa normal, como si la lluvia no existiera, recuerda que tu perro siente tu energía, por lo que si estás positivo ante la situación, será mucho más sencillo para él.

Evita las calles transitadas o con mucho ruido, esto aumentará la ansiedad en tu perro, llevalo a parques donde vea otros perros que no le tengan miedo a la lluvia así podrá darse cuenta que es algo a lo que no le debe de temer.

Equipa a tu perro

Una de las opciones para que tu perro no se moje y no sea incomodo para él, son los impermeables, sin embargo, si tu perro aún no se siente con confianza en la lluvia al natural, no le pongas uno. Esto puede ser que le de más desconfianza ya que el sentir dos cosas a las que no está acostumbrado al mismo tiempo, lo puede abrumar y no saldrá nada positivo de esa experiencia. Así que mejor espera a cuando tu perro se haya acostumbrado a la lluvia para ponerle un impermeable y procura que sea uno adecuado a su talla y cómodo para su estilo de vida.

Sus patitas son muy delicadas y no deben estar mucho tiempo expuestas al agua, si las caminatas bajo la lluvia son largas y sientes que tu perro se siente incómodo por esta situación no dudes en comprar botitas para perros, serán una buena solución.

Limpieza

Después del paseo, siempre debes secar a tu peludo, prestando atención a áreas delicadas como el pecho y sus patas. Si está lloviendo diario evita usar secadora, es más recomendable que uses toalla, ya que el calor de ésta puede secar la piel excesivamente.

Es normal si tu perro huele feo al estar mojado, esto no significa que tienes que bañarlo más seguido, es completamente normal. Mejor límpialo usando shampo en seco, esto evitará que la piel de tu mascota esté tanto tiempo en contacto con el agua y te ayudará a evitar los males olores.

¿Te gustó? Compártelo

Comentarios

comentarios