La salud ocular es extremadamente importante para nuestros perritos. Aunque algunos son más graves que otros, es importante estar al tanto para prevenirlos y tratarlos. Aunque existen muchos, te presentamos los 5 desórdenes oculares más comunes en perros . 

1. Úlceras corneales

Las úlceras de la córnea son esencialmente rasguños o erosiones en la córnea. Típicamente ocurren por una lesión pero pueden ser causadas por varias razones. Las úlceras corneales deben ser tratadas en cuanto se observen síntomas. Cerrar el ojo parcialmente, frotar la cara, y el exceso de producción de lágrimas son signos de que algo anda mal con el ojo de tu perrito y una úlcera podría ser la causa.

que-hacer-si-mi-perro-tiene-conjuntivitis

2. Conjuntivitis

La irritación física, los arañazos, el polvo y las alergias son algunas causas comunes de la conjuntivitis en los perros. El tratamiento es generalmente fácil y la atención veterinaria se debe buscar si se nota cualquiera de síntomas tales como enrojecimiento y malestar.

3. Ojo Seco

La enfermedad del ojo seco también es llamada queratoconjuntivitis sicca. Esta es una condición en la cual las glándulas lagrimales producen menos lagrimas de lo normal o en algunos casos no se producen en lo absoluto. Los perros con esta enfermedad suelen tener una descarga gruesa y amarillenta en los ojos. Sus ojos se vuelven rojos y la córnea hace una transición a un color marrón.

cataracts-dogs

4. Cataratas

Las cataratas afectan el cristalino del ojo de los perros, causando que su visión se deteriore e incluso puede llegar a convertirse en una ceguera completa. Las cataratas son generalmente genéticas en perros, sin embargo algunas condiciones como la diabetes pueden contribuir al desorden. Las cataratas se pueden corregir quirúrgicamente, aunque es un procedimiento costoso y no siempre es recomendado por los veterinarios.

5. Glaucoma

Los ojos tienen un sistema de líquido y drenaje que ayudan a mantenerlos en la presión correcta dentro del cráneo. Cuando esto se interrumpe, la presión dentro del ojo aumenta. El glaucoma es doloroso y los síntomas incluyen enrojecimiento, agrandamiento del ojo, pupilas dilatadas, un tercer párpado visible, aumento de la producción de lágrimas y nubosidad corneal. El glaucoma resultará en ceguera, por lo que diagnosticar a tiempo es muy beneficioso.

Recuerda, no diagnosticar a tu perrito tu mismo. Si notas algo extraño o poco común en tu perro, siempre es recomendable llevarlo con un medico veterinario para que determine su problema y ayude a solucionarlo.  

¿Te gustó? Compártelo

Comentarios

comentarios