Los oídos de los perros sirven para muchos propósitos. Te compartimos 3 datos importantes que todos necesitamos saber para darles el mejor cuidado.

veterinary-dog-shaking-head-ears-300x214

  1. Los perros sanos no sacuden en exceso su cabeza ni mueven sus oídos todo el tiempo.

    Rascarse las orejas mucho con las patas traseras puede ser señal que hay algo mal. Es importante prestar atención a tu perrito para poder descubrir la raíz del problema.

    Los perros pueden tener suciedad o parásitos dentro de las orejas. También pueden sufrir de infecciones del oído. Si tu perrito es paciente, trata de buscar dentro de su oído. Si no ves nada dentro, pero tu perro está actuando extraño, ponte en contacto con tu veterinario. Ten en cuenta que las orejas son muy sensibles, por lo que muchos perros pueden requerir anestesia para un examen completo de orejas.

oido_interno_canino

  1. El canal auditivo canino tiene forma de “L”.

    Es vertical hacia la mandíbula, luego toma un giro de 45 grados horizontalmente hacia el tímpano. Esta estructura es una de las razones por las que los perros son propensos a una variedad de problemas de oído. 

    Para limpiar los oídos nunca debes usar alcohol, agua oxigenada ni cualquier otra sustancia química, ya que probablemente tu peludo va a intentar limpiarse después y terminara ingiriendo estos productos. Asegúrate de no utilizar cotonetes en los canales auditivos de tu peludo. Es más recomendable utilizar toallitas especiales para oídos de perro. 
    Blog-Atopy-Pug-Itching-Ear

  1. El oído externo de tu perro puede llenarse con líquido que se puede inflar como un globo.

    Este problema se llama hematoma aural y ocurre cuando un vaso sanguíneo se rompe entre las capas del cartílago del oído. La sangre puede entonces llenar el espacio entre las capas y hacer que el oído externo parezca un globo de agua.

    La peor parte de este problema es el malestar porque hay tantos nervios en los oídos que la presión y el dolor palpitan constantemente. Desafortunadamente, muchos de ellos se rellenan y requieren un procedimiento quirúrgico real para adherir los cartílagos. Por eso es indispensable que si notas sacudida excesiva de la cabeza o rascado de orejas lo lleves con el médico veterinario. 

Siempre es importante prestar atención los oídos y a todas las partes del cuerpo de tu perro. Recuerda que no cuenta con los mismos medios para comunicarse. Hay que estar atentos a cualquier cambio o anormalidad para compartirla con el veterinario y encontrar una solución.

 

bannercuidadooidos

¿Te gustó? Compártelo

Comentarios

comentarios