¿Pasas mucho tiempo recogiendo los juguetes de tu perro para después guardarlos?

La mayoría de los perros son como niños – que en cuanto tienen acceso todos sus juguetes, se extienden por toda la casa al grado de que parece que un tornado pasó por ahí.

¿Por qué no enseñar a tu perro a limpiar su propio desorden? Es decir, no sólo te serviría a ti, también es un muy buen ejercicio para tu perro.

 

¿Por qué? Sencillo:

 

  • Gasta energía
  • Le hace pensar (cosa que también le hace gastar energía)
  • Realiza actividad física

 

Se trata de un truco un tanto complicado, pero si tu perro está acostumbrado a “ir por la pelota” seguro será muy sencillo. Si tu perro no acostumbra a ir por la pelota, lo ideal es enseñarle primero ese truco.

En esta ocasión, el entrenamiento será para un perro que ya sabe “ir por la pelota”

 

¿Qué necesitas?

  • Una caja donde colocar los juguetes
  • Un par de los juguetes favoritos de tu perro
  • Clicker (opcional)
  • Premios

 

Instrucciones

  1. Que ubique la caja

IMG_6121

Coloca la caja cerca de ti (ya que usualmente cuando le lanzas un juguete tu perro volverá a ti) y lanza un juguete a tu perro. A medida que tu perro se acerca a ti con su juguete, apunte hacia la caja. NO utilices ninguna indicación verbal todavía!

Si tu perro deja caer el juguete en el cuadro, haz sonar el Clicker o usa las palabra “bien” y suelta algunos premios en la caja (esto refuerza la idea de que la caja es importante).

Si tu perro no deja el juguete en la caja, no digas nada. Sólo lanza el juguete de nuevo, y vuelve a intentarlo. Colocar la caja frente a ti puede ayudar.

 

  1. Prueba

IMG_6116

Seguramente querrás comprobar que tu perro logró entender cómo funciona.

Una vez que tu perro colocó el juguete en más del 80% de la ocasiones que lo lanzaste, aleja la caja un poco de ti (no demasiado lejos, unos 10 centímetros) y verifica si aún tu perro coloca el juguete en la caja. Por supuesto, si tu perro lo logra no olvides recompensarlo con premios.

Continúa alejando la caja conforme tu perro lo siga haciendo bien, en caso contrario, regrésala un poco más cerca de ti.

 

  1. Recogiendo juguetes regados

IMG_6131

Ahora, camina por la casa y deja algún juguete regado para verificar que tu perro ya lo lleva a su caja, en caso contrario trata de mover un poco el juguete para que lo ubique.

 

  1. Agrega algún comando

Una vez que tu perro ya recoja el juguete sin necesidad de moverlo, es tiempo de indicarle con una señal o comando. Dí la señal o el comando justo cuando tu perro deja el juguete en su caja.

Utiliza palabras cortas como “recoge” u “ordena”.

 

  1. Más juguetes

IMG_6132

Una vez que tu perro tenga dominada la señal o comando, prueba agregando de uno en uno más juguetes.

Recuerda algo, se trata de que este truco sea divertido para tu perro. Si tu perro no lo está logrando, evita desesperarte y gritarle. Es un truco algo complejo y puede tardar un par de semanas en lograrlo pero es sin duda vale la pena.

¿Te gustó? Compártelo

Comentarios

comentarios