Existen varias técnicas para que un perro deje de ladrar, sin embargo nunca se va a poder detener por completo. Nuestros peludos necesitan ladrar, es parte de su naturaleza y de su forma de comunicación; sin embargo hay varias formas para evitar que tu peludo ladre excesivamente, ya sea para evitar conflictos como contaminación auditiva.

Tienes que tener presente tres cosas: La primera es que entre más le permitas a tu perro ladrar, más le va a costar dejar de hacerlo. La segunda es que debes evitar gritar, si gritas tu perro te va a ladrar a la par y más fuerte. Se consistente, no confundas a tu peludo, si quieres que tu perro aprenda a ladrar lo menos posible, todos en tu casa tienen que seguir los mismos métodos.

Entender los ladridos

Antes de educar a nuestro perro tenemos que entender cual es la motivación de los ladridos, ya sea que están intentando hacerse entender o quieren hacerte saber algo: que tengan hambre, que hay alguien desconocido, tienen sed o simplemente quieren jugar. En estos casos es más fácil que tu perro aprenda otras formas para llamar la atención, ya se dándote la pata, trayendo el plato de la comida o parándose cerca de la puerta.

Entrenando a tu peludo

Cuando entrenamos a nuestro perro para que no ladre, hay varias formas para que aprenda lo más pronto posible. La primera es removiendo la motivación a que ladre, si tu perro ladra por que ve otros animales o por que pasa gente frente a tu casa, en ese caso lo más recomendable es alejarlo de estas distracciones.

Si tu perro te ladra para llamar la atención, lo mejor es ignorar sus ladridos. Esto es no darle atención cuando está ladrando, ya que tu atención es un premio para él. Si tu perro deja de ladrar y se calma darle un premio. De igual forma hay que irlo acostumbrando a lo que estimula sus ladridos; si tu perro ladra cada que llega un extraño, hay que acostumbrarlo a las personas para que aprenda a no ladrarle a todo el mundo.

Darle un entrenamiento más desarrollado a tu perro con alguna palabra clave, se logra primero enseñándole a ladrar. Primero enséñale a tu perro a ladrar, deja que tu perro ladra dos o tres veces, di la palabra “ladra” o “speak” y dale un premio. Repite esto tantas veces hasta que cada que digas la palabra clave tu perro ladre sin tener que recibir un premio. Después le enseñaras el comando “silencio”, “quiet” o “shhh”; en un ambiente calmado y sin distracciones, dile la palabra “ladra”; cuando deje de ladrar di la palabra “silencio” o “quiet” y ponle el premio frente a la nariz. Así se le va a entrenar hasta que aprenda que cuando digas la palabra clave el debe dejar de ladrar.

Dispositivos anti ladridos

Actualmente existen otros métodos para que tu perro aprenda a no ladrar, entre ellos están los dispositivos que pueden ser colocados en el collar de tu perro o en el interior de tu casa, para que nuestros peludos no ladren tanto. Estos dispositivos hoy en día son ultrasónicos, por lo que no sueltan descargas eléctricas, lo único que hacen es soltar un sonido que solo los perros pueden escuchar. Tienen la ventaja de que son de fácil uso y control, así como que se puede confiar plenamente en ellos.

promo-para-blog

Estas son algunas de las técnicas para que tu perro aprenda a dejar de ladrar o que ladre lo menos posible. Si sabes de alguna otra técnica para que deje de ladrar o te gustó este blog, no dudes de ponerlo en los comentarios y compartirlo con tus amigos.

¿Te gustó? Compártelo

Comentarios

comentarios