Al igual que las personas, los perros se aburren de la rutina diaria. Es importante exponerlos a cosas nuevas constantemente. Los perros aburridos tienden a desarrollar comportamientos destructivos y sacan su energía en cosas negativas, como destruyendo muebles o peluches. Te mostramos algunas maneras creativas de estimular la mente de tu perro:

1. Cambia sus juguetes

001_juguetes

Recuerda que para los perros, interactuar con sus juguetes, es la única actividad constante y divertida que pueden hacer estando solos. Así como los niños se aburren de jugar con los mismos juguetes, los perros también. Es probable que se dejen de interesar en un juguete que amaban hace algunos meses. Es estimulante reemplazar una pelota por un hueso y un juguete de cuerda por uno chillador, de esta manera activas diferentes partes de su mente y lo mantienes activo.

2. Enséñale un truco nuevo

002_trucos

Cada vez que tiene una sesión de entrenamiento, le estas proporcionando a tu peludo un desafío mental. Al aprender cosas nuevas, lo ayudas a calmar su temperamento. Desafiarlo mentalmente lo hace mucho menos ansioso y lo ayuda a volverse más relajado alrededor de otros perros. Utilizar recompensas o premios es un tip que le ayuda mucho a tu peludo a concentrarse y aprender trucos nuevos.

3. Utiliza juguetes interactivos

JuguetesInteractivos

Jugar con un rompecabezas para perro es un buen desafío para estimular la mente de tu peludo. Dale a tu perro uno de los muchos juguetes que le permiten ocultar objetos y premios dentro y crea un verdadero reto para poner a trabajar su mente.

4. Activa sus sentidos

004_Sentidos

Cada vez que tu peludo conoce a una persona nueva, a un perro desconocido, e incluso a un insecto se introducen a su mundo nuevas imágenes, sonidos y olores. Llevarlo a pasear a lugares diferentes le proporcionará una amplia oportunidad para involucrar sus sentidos y estimular la mente.

5. Dale un “trabajo”

005_NuevosJuegos

Antes, los perros eran entrenados para completar tareas como la caza y el pastoreo. Hoy en día no tienen este tipo de actividades pero si tienen la misma energía. Esto, puede llegar a hacerlos muy inquietos. El “trabajo” favorito de los perros normalmente es cuidar su pelota e ir por ella, lo cual los mantiene ocupados y con un propósito. Recuerda involucrar a tu peludo en un juego de frisbee o en algún deporte que aumente su agilidad. Llevarlo a dar paseos largos, caminatas, o incluso a nadar.

6. Inclúyelo en actividades diarias

006_paseo

Aparte de ir a pasearlo, puedes incluirlo en tus varias actividades diarias. Incluso ir rápido a la casa de un amigo o pasar a recoger comida provee una estimulación y cambia su rutina.  Le das la oportunidad de ver diferentes lugares, escuchar otros sonidos y experimentar nuevas situaciones.

 

¿Te gustó? Compártelo

Comentarios

comentarios